Operación De Nariz Sin Cirugía: 4 Consideraciones Que No Puedes Dejar De Leer


Warning: Illegal string offset 'last' in /home/trioppz7/public_html/wp-content/themes/proreview/includes/functions/shortcodes.php on line 284

Hay muchas personas que no quieren pasar por el quirófano para mejorar el aspecto de su nariz, ya que los temores a veces pueden impedir que esto suceda, para aquellos existe una alternativa llamada Rinomodelación o también conocida como la operación de nariz sin cirugía.

Con la rinomodelación no se tienen que soportar las dolorosas cirugías ni el post-operatorio traumático, ya que mediante la inyección de implantes el especialista trata de modelar la nariz, logrando así un aspecto más estético.

Como podrás darte cuenta, cuando nos referimos a la inyección de implantes, tratamos de mencionar que con este tipo de tratamiento no se logra reducir el tamaño de la nariz, pero si se logra suavizar su aspecto ya que se rellenan las zonas donde se necesitan unos retoques, haciendo que con la operación de nariz sin cirugía esta tenga un aspecto mucho más estético.

Los rellenos más utilizados en la operación de nariz sin cirugía son el Restylane® o Radiesse®, los cuales son conocidos como rellenos dérmicos seguros aprobados por la FDA desde hace muchos años. Algunas consideraciones para las personas que se van a someter a la Rinomodelación son las siguientes:

  • La cirugía toma poco tiempo y debe ser realizada con anestésicos locales, ya que de esta manera se reduce disminuir el dolor de las inyecciones con rellenos dérmicos. No se requieren estudios previos y el riesgo es mucho menor que una rinoplastia común.
  • Los rellenos dérmicos tienen un efecto comprobado que va desde los 6 meses hasta los 24 meses por lo que el paciente debe entender que debe retornar cada cierto tiempo con el especialista para realizar algunos retoques, por lo tanto el efecto no es permanente.
  • De preferencia, solo las personas que hayan terminado su proceso de crecimiento deben realizarse este tipo de operación de nariz sin cirugía, por lo tanto es un tratamiento que no se recomienda para personas menores de 17 años por la misma razón.
  • Los costos de este tipo de tratamiento es mucho más reducido que una rinoplastia tradicional. Para evaluar un ejemplo simple te mencionaremos que la operación de nariz sin cirugía puede llegar a costar entre 200 y 400 euros, mientras que una rinoplastia puede llegar a costar entre 2000 y 4000 euros. Aunque quizás la gran ventaja de la segunda opción mencionada es que los resultados son permanentes.

Conociendo un poco más acerca de lo que trata la rinomodelación, estoy seguro que quizás estés optando por este tipo de tratamientos, especialmente si requieres de resultados rápidos para un evento especial, donde no tendrás los inconvenientes de un doloroso post-operatorio como sucede con las operaciones de nariz tradicionales.

Aunque esto no significa que este tipo de tratamientos no tenga sus desventajas, ya que en ocasiones se pueden presentar hematomas, cambios de coloración en la piel, endurecimiento de la piel de la zona donde se realizaron las inyecciones y otras que deberás tener en cuenta.

Trata de evaluar tu situación con el especialista, ya que solo él podrá tener una opinión más acertada sobre el tipo de tratamiento que te conviene.


Compartir

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

*